Noticias

Con la reactivación de los cinco frigoríficos provinciales y la ampliación de tres de ellos, se incrementarían a 800 los puestos de trabajo directos e indirectos que generará el Plan “Carnes San Luis”, anunciado por el Gobierno provincial para bajar hasta un 20 % el precio de la carne en la provincia.

Sebastián Lavandeira, señaló que el Plan "Carnes San Luis" amplía su generación de empleo a 800 puestos de trabajo.

El responsable de ejecutar este plan, Sebastián Lavandeira, adelantó a ANSL que se enriquece la propuesta oficial en cada reunión que llevan adelante con productores de las diferentes zonas. También, invitó a que quienes tengan inquietudes puedan acercarlas al Gobierno.

El Plan “Carnes San Luis” tendrá una inversión de $100 millones y está directamente vinculado a una política de Estado, impulsada por el gobernador Alberto Rodríguez Saá, para aliviar el bolsillo de los puntanos.

Lavandeira dijo que con los ajustes que se realizan, como la ampliación de la capacidad de faena y de acopio de los frigoríficos de Beazley y Unión, la generación de empleo será mayor a la estimada originalmente.

El funcionario dialoga con productores, abastecedores y carniceros para explicarles, en especial a estos dos últimos, que el Gobierno no interferirá en su actividad: “Sí vamos a ofrecerles carne a menor precio del que pagan hoy a los frigoríficos de afuera de la provincia, que la introducen en volúmenes importantes”.

Reiteró que habrá un fuerte impacto económico en las localidades donde empezarán a trabajar los frigoríficos, como Quines, Unión, Beazley, el de la comunidad ranquel y la Escuela Agraria de San Luis, ya que se los hará funcionar a plena capacidad, de tal manera que la carne que no vendan en su zona será acopiada en grandes cámaras de frío ubicadas en la capital puntana y en Villa Mercedes para distribuirse por el resto de las poblaciones de la provincia.

Respecto de las dudas sobre el éxito del plan, planteadas por algunos sectores del campo, Lavandeira insistió en que el sistema está pensado para que todas las plantas de faena y de acopio funcionen integradas, de tal manera de evitar intermediaciones innecesarias que encarecen la carne para el consumidor.




" target="_blank">