Noticias

Con 56 votos afirmativos-por unanimidad-, el Senado aprobó en sesión pública especial el proyecto de ley para que el beneficio no pueda aplicarse a los delitos de lesa humanidad. El jefe del peronismo federal en el Senado, Adolfo Rodríguez Saá, reclamó además la ampliación del número de miembros de la Corte Suprema de Justicia para evitar fallos que beneficien a represores de la última dictadura.

La votación de ayer en el Senado de la Nación.

Al concluir el debate este miércoles, el senador Adolfo Rodríguez Saá, jefe del bloque Justicialista de San Luis, afirmó que “estamos viviendo un retroceso histórico porque este fallo tan trascendente no es una ingenuidad”, y celebró “la diligencia con la que vamos a sancionar hoy esta ley en tiempo récord”.

El proyecto de ley aprobado por ambas cámaras modifica el Artículo 7 de la Ley 24390, al especificar que el 2×1 no puede ser aplicado a los crímenes de lesa humanidad, genocidio o crímenes de guerra. En consecuencia, el beneficio sólo regirá para aquellos condenados que hubieran sido privados de su libertad en forma preventiva entre 1994 y 2001.

“El compromiso que tenemos con ‘memoria, verdad y justicia’ es una política de Estado que debemos valorar”, continuó Rodríguez Saá, al tiempo que reseñó que “este esfuerzo que estamos haciendo nos debe unir en la democracia y en la búsqueda del bien de los argentinos”.

Luego de la media sanción en diputados que había obtenido el proyecto este martes, el senador puntano reclamó “a la política ampliar el número de jueces, no esperemos, cumplamos con la palabra empeñada”, porque así “sería un poquito más difícil” emitir fallos como el dictado por la corte en favor del condenado Luis Muiña.

Consideró,además,que “este esfuerzo no nos debe separar, nos debe unir” y pidió terminar “la grieta por pequeñas cosas”.

Asimismo, Rodríguez Saá cuestionó la permanencia de la jueza Elena Highton de Nolasco en la Corte Suprema y pidió que se aparte de su cargo y respete el límite de los 75 años a los integrantes del tribunal.

También cuestionó al presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti, a quien acusó de tener influencias de la Casa Rosada al señalar: “Hemos visto varias veces a Lorenzetti cruzarse a la Casa de Gobierno por diferentes temas y, ahora, este fallo que es un retroceso histórico”.




" target="_blank">